¿Quiénes Somos?

Europe Direct es un servicio del Ayuntamiento de Ciudad Real que pertenece a la Red Europea de puntos de información Europe Direct de la Comisión Europea.   Esta red Cuenta con cerca de 500 enlaces repartidos por todos los países de la Unión Europea, de los que 47 se encuentran en España. 

Se encuentra ubicado en el Espacio Joven y pertenece a la Concejalía de Juventud, Infancia y Cooperación Internacional.

 

Leer más:¿Quiénes Somos?

¿Qué pretendemos?

•Ofrecer información, asesoramiento y respuestas sobre la UE, sobre sus instituciones, su legislación, su política, así como de los programas y las posibilidades de financiación de la Unión Europea y en concreto sobre los derechos de los ciudadanos europeos y las prioridades de la UE a fin de promover la participación ciudadana, actuando la administración local, al ser más cercana, como nexo de unión entre Europa y los ciudadanos. 

Leer más:¿Qué pretendemos?

Y este año….

•Contribuir a mejorar el conocimiento sobre la Unión Europea, sus instituciones, políticas y prioridades en concreto: Estrategia Europa 2020, recuperación económica y financiera, reforma del sistema financiero, Pacto para el Crecimiento y Empleo, Pacto de estabilidad y crecimiento y avances dentro de la Unión Económica y Monetaria, facilitando la información  a los ciudadanos de nuestra provincia y fomentando el debate y reflexión.

 

Leer más:Y este año….

¿A quién nos dirigimos?

Nos dirigimos a todas las personas que necesiten o que quieran recabar información sobre temas relacionados con la Unión Europea, desde profesionales de cualquier sector hasta estudiantes y profesores. Hacemos hincapié en el colectivo joven, como objetivo máximo de esta Concejalía.

Leer más:¿A quién nos dirigimos?

Servicios

INFORMACIÓN: convocatorias europeas de programas, proyectos, vías de financiación, normativa y actividades europeas, así como puesta en contacto con socios.

Leer más:Servicios

¿Dónde estamos?

El servicio se encuentra ubicado en el Espacio Joven, sede de la Concejalía de Juventud, Infancia y Cooperación Internacional, en la C/ Barcelona, s/n, justo enfrente del futuro Auditorio Municipal y cerca de uno de los máximos exponentes de gimnasios de la actualidad, el Conservatorio de Música Marcos Redondo, el Parque de Ocio Las Vías y la Escuela de Música Moderna. 

 

Leer más:¿Dónde estamos?

Instituciones de la Unión Europea: el Tribunal de Cuentas Europeo.

El Tribunal de Cuentas Europeo es una institución cuyo cometido principal y fundamental es contribuir a mejorar la gestión financiera de la Unión Europea, es por tanto un órgano independiente tanto con respecto a las demás instituciones comunitaria como con respecto a los gobiernos de los Estados miembros.
 
 
 
Esta institución actúa como una auditoría externa: comprueba que los ingresos de la Unión Europea se hayan percibido correctamente, que sus gastos se hayan realizado de manera legal y de forma regular, y que la gestión financiera haya sido la correcta. Contribuye así a mejorar la gestión de los fondos comunitarios en pro siempre del interés de los ciudadanos y ciudadanas de la Unión Europea.
La sede del Tribunal de Cuentas Europeo se encuentra en Luxemburgo.
 
Sede del Tribunal de Cuentas Europeo.
 
 
 
Funciones del Tribunal de Cuentas Europeo.
 
La principal función del Tribunal de Cuentas Europeo es comprobar que los fondos de la Unión Europea se perciban y se utilicen correctamente, y contribuir a mejorar la gestión financiera de la Unión.
El presupuesto comunitario se debe ejecutar de manera correcta, es decir, que los ingresos y los gastos de la Unión Europea sean legales y regulares, y la gestión financiera sea la correcta. Así se garantiza el buen funcionamiento económico de la Unión Europea.
Para llevar a cabo sus actividades, el Tribunal de Cuentas Europeo realiza auditorias detalladas de los ingresos o gastos de la Unión Europea en todos los niveles de la administración de los fondos, lleva a cabo controles sobre el terreno de las organizaciones encargadas de la gestión de los fondos, o de los beneficiarios de los mismos, tanto en los Estados miembros de la Unión Europea como en otros países. Sus conclusiones se publican en informes anuales y especiales, que señalan a la Comisión y a los Estados miembros los campos en los que debe mejorar, los errores que debe subsanar, y las deficiencias detectadas, formulando recomendaciones para la mejora de esta gestión.
 
Las marcas auriculares sobre el ganado indican a los auditores 
donde ha gastado los fondos la UE.
 
Otra función clave del Tribunal de Cuentas Europeo consiste en ayudar a la autoridad presupuestaria (el Parlamento Europeo y el Consejo) proporcionándoles un informe anual sobre la ejecución del presupuesto de la Unión Europea correspondiente al ejercicio financiero anterior. Las constataciones y conclusiones de este tribunal que figuran en ese informe desempeñan un papel importante a la hora de que el Parlamento decida si aprueba o no la gestión del presupuesto realizada por la Comisión.
A petición de las demás instituciones de la Unión Europea, el Tribunal de Cuentas también emite su dictamen sobre la nueva normativa o la modificación de la normativa existente de la Unión Europea que tenga un impacto financiero. El Tribunal de Cuentas Europeo también puede publicar documentos en los que se expone su opinión sobre otras cuestiones por propia iniciativa.
 
 
Miembros del Tribunal de Cuentas Europeo.
 
El Tribunal de Cuentas Europeo está conformado por un miembro de cada Estado de la Unión Europea designados por el Consejo para un periodo renovable de 6 años. Estos miembros eligen entre ellos al que será su Presidente durante un periodo también renovable de 3 años.
 
Auditores del Tribunal.
 
El actual Presidente del Tribunal de Cuentas Europeo es el portugués Vitor Manuel Da Silva Caldeira, elegido en Enero de 2008.
 
 
Funcionamiento del Tribunal de Cuentas Europeo.
 
El Tribunal de Cuentas Europeo funciona como un órgano colegiado de 27 miembros, independiente de los demás organismos e instituciones de la Unión Europea con vistas a mejorar su eficacia (se trata de una entidad fiscalizadora superior), por ello se trata de una institución con autonomía total para:
 
- Seleccionar los temas de su auditoría.
- Decidir el ámbito específico y el enfoque que se debe seguir en esa auditoría.
- Decidir cómo y cuándo presentar los resultados de las auditorías seleccionadas.
- Elegir la forma de difusión que se dará a sus informes y dictámenes.
 
El Tribunal se divide en salas, que cuentan con la asistencia de personal altamente cualificado procedente de todos los Estados miembros, y que se dedican a elaborar informes y dictámenes que luego deben ser adoptados por el Tribunal.
Los auditores frecuentemente auditan a las demás instituciones de la Unión Europea, a los Estados miembros y a otros países beneficiarios de estos fondos. 
El Tribunal de Cuentas Europeo también coopera de manera estrecha con las entidades fiscalizadoras superiores de todos los Estados miembros, de hecho, aunque su trabajo se refiere en gran medida al presupuesto de la Unión Europea - del que la Comisión tiene la responsabilidad global - en la práctica la gestión de más del 80% de los gastos se comparte con las autoridades nacionales.
El Tribunal no cuenta con poder jurisdiccional propio pero a través de su trabajo señala a los organismos comunitarios las irregularidades, las deficiencias y los presuntos casos de fraude que se puedan haber producido. Los organismos de la Unión Europea encargados en estos casos de tomar medidas incluyen a la Oficina Europea de Lucha contra el Fraude (OLAF).
Desde su creación en 1977, el Tribunal de Cuentas Europeo viene realizando un importante trabajo en pos de salvaguardar en última y principal instancia los intereses financieros de los ciudadanos y ciudadanas que habitan hoy en la Unión Europea. 
 
Luxemburgo, ciudad que alberga la sede del Tribunal.
 
 

Instituciones de la Unión Europea: el Banco Central Europeo (BCE).

El objetivo primordial y principal de esta institución es el mantenimiento de la estabilidad monetaria en la zona euro garantizando que la inflación de los precios de consumo se mantenga baja y estable. Estabilidad en los precios y baja inflación constituyen factores de crucial importancia para un crecimiento económico sostenido, ya que alientan a las empresas a invertir y crear más puestos de trabajo, mejorando así las condiciones de vida de todos los europeos.


El Banco Central Europeo es una institución independiente que adopta sus decisiones sin solicitar ni aceptar la injerencia o las instrucciones de otras instituciones comunitarias o los gobiernos de los estados miembros de la Unión Europea.
 
Funciones del Banco Central Europeo.
 
El Banco Central Europeo se creó en 1998, el año en el que aparece el euro como moneda común, para gestionar la política económica. Sus funciones son:
 
- Mantener la estabilidad de los precios, definida como una tasa de inflación de los precios de consumo inferior al 2% anual (aunque cercana a esa cifra). El Banco Central Europeo fija los tipos de interés para los préstamos a los bancos comerciales, y esto influye en los precios y la cantidad de dinero presente en la economía, por tanto, en la tasa de inflación. Por ejemplo: cuando hay una oferta abundante de dinero, la tasa de inflación de los precios de consumo puede aumentar, lo que encarece los bienes y servicios, en respuesta, el Banco Central Europeo puede aumentar el coste de los préstamos incrementando el tipo de interés de sus préstamos a los bancos comerciales, lo que reduce la oferta de dinero y conduce a una presión a la baja sobre los precios. Para llevar a cabo sus operaciones de préstamo, el Banco Central Europeo tiene en su poder y gestiona las reservas oficiales de divisas de los Estados miembros de la zona euro.
 
- Apoyar las políticas de empleo y el crecimiento económico sostenible en la Unión Europea. Cuando existe necesidad de estimular la actividad económica, el Banco Central Europeo puede reducir el tipo de interés que practica y así fomentar los préstamos y la inversión.
 
- Promociona sistemas de pago eficientes para apoyar así el mercado único.
 
- Aprueba la fabricación de billetes de euros por parte de los Estados de la zona euro.
 
- Coteja los datos estadísticos procedentes de cada uno de los bancos centrales nacionales.
 
Para entender la importancia de estas funciones basta observar el mercado laboral de cada Estado miembro y el uso del euro en nuestra vida cotidiana.


Miembros del Banco Central Europeo.

El Banco Central Europeo está compuesto por todos los bancos centrales de cada uno de los Estados europeos de la zona euro, y en las reuniones internacionales y de alto nivel de la Unión Europea en las que participa se encuentra representado por su presidente, cargo que en la actualidad y desde Enero de 2011 es ocupado por Mario Draghi.

Mario Draghi, presidente del Banco Central Europeo.

Mario Draghi es un economista italiano (nacido en Roma en 1947) que anteriormente, entre 1985 y 1990, fue director ejecutivo del Banco Mundial, y entre 2006 y 2011, gobernador del Banco de Italia.
 
Funcionamiento del Banco Central Europeo.
 

El Banco Central Europeo se sitúa en el núcleo del Sistema Europeo de bancos centrales de cada Estado miembro de la Unión Europea. Se trata de una unión económica y monetaria, la UEM, que integra a todos los Estados que tienen el euro como moneda oficial, conforme cada uno de ellos va adoptando la moneda única se va adhiriendo a este gran espacio económico y su banco central pasa a integrar el Banco Central Europeo.

No todos los Estados miembros de la Unión Europea pertenecen a la zona euro, algunos aún están preparando sus economías para adoptarlo y otros gozan de exenciones.

El Consejo General del Sistema Europeo de Bancos Centrales está formado por los gobernadores de los bancos centrales de los 27 Estados miembros, junto con el presidente y el vicepresidente del Banco Central Europeo.

El Comité Ejecutivo del Banco Central Europeo está compuesto por el presidente, el vicepresidente y otros 4 miembros, todos ellos nombrados por el Consejo Europeo por mayoría cualificada y para un mandato de 8 años. Este comité es responsable de ejecutar la política monetaria y las operaciones cotidianas del Banco, preparar las reuniones del Consejo de Gobierno y ejercer determinadas facultades delegadas por el Consejo de Gobierno.

El Consejo de Gobierno del Banco Central Europeo está formado por los 6 miembros del Comité Ejecutivo del Banco Central Europeo y los gobernadores de los bancos centrales nacionales de los 17 países miembros de la zona euro: todos ellos forman el Eurosistema. Este Consejo de Gobierno constituye el principal órgano de toma de decisiones dentro del Banco Central Europeo y se reúne dos veces al mes. Por regla general, en su primera reunión evalúa los acontecimientos económicos y monetarios y adopta las decisiones mensuales en cuanto a política monetaria. En su segunda reunión debate las cuestiones relativas a las demás áreas que son responsabilidad del Banco Central Europeo.
 


La Unión Económica y Monetaria. 
La gobernanza económica.
 
La Unión Económica y Monetaria (UEM) constituye uno de los pilares fundamentales de la integración europea, y el más importante desde el punto de vista económico. La política fiscal (fiscalidad y gasto) y las políticas laborales y de protección social siguen en manos de los gobiernos nacionales.
 
Para que la UEM funcione correctamente y de forma eficaz es esencial coordinar unas finanzas públicas y unas políticas estructurales adecuadas. Las competencias y cometidos para que esto sea posible se encuentran repartidas entre los distintos Estados miembros e instituciones de la Unión Europea, tal y como se indica a continuación:
 
- El Consejo Europeo fija las principales orientaciones políticas.
 
- El Consejo coordina la elaboración de la política económica de la Unión Europea y adopta decisiones que pueden obligar a loa diferentes Estados de la Unión.
 
- Los Estados miembros elaboran presupuestos nacionales dentro de límites de déficit y deuda acordados, y determinan sus propias políticas estructurales en el ámbito laboral, de las pensiones, de la protección social y de los mercados.
 
- Los Estados de la zona euro coordinan políticas de interés común para esta zona a nivel de jefes de Estado y de gobierno, es lo que se conoce como "Cumbre del Euro", y a nivel de ministros de Hacienda en el Eurogrupo.
 
- El Banco Central Europeo establece la política monetaria de la zona euro mediante la estabilidad de los precios como principal objetivo.
 
- La Comisión Europea supervisa la actuación de los Estados miembros de la Unión Europea y efectúa recomendaciones.
 
- El Parlamento Europeo junto con el Consejo elabora la legislación y realiza la supervisión democrática de todo este proceso de gobernanza económica.
 
 
Sede del Banco Central Europeo.
 
La sede del Banco Central Europeo se encuentra en la ciudad alemana de Fráncfort del Meno, conocida popularmente como Fráncfort.
 
Con una población de 687.775 habitantes (datos del 2012) Fráncfort es la ciudad más poblada del estado de Hessen y la 5º más grande de Alemania. Uno de los grandes centros financieros a nivel mundial, la ciudad es famosa también por la Exposición del Motor que celebra cada año, su feria del libro, sus jardines botánicos, los bellos paisajes del río Meno, y por sus rascacielos (es conocida como la "Mainhattan de Alemania"), uno de los cuales, el llamado Sky-Tower alberga, desde su construcción en el 2010, el edificio del Banco Central Europeo.
 
 
 

Becas GoEuro

#GoEuro ofrece 21.000€ en becas a los estudiantes con programas de movilidad en Europa. Dichas ayudas están distribuidas en 10 becas por importe de 2.000€ cada una, además de 2 becas adicionales si el estudiante participa en un corcurso de Instagram.
 
Para participar:
 
La Universidad debe comunicar de la existencia de las becas a través de algún medio telemático (web, email o newsletter interna, redes sociales, etc)
Los estudiantes, solo tienen que rellenar un formulario de inscripción en:
 
 
 
 

Documental solidario

El próximo 28 de octubre contaremos con Fran Ventura y su documental "14000 km el camino de Anantapur". Él mismo nos contará como fue su viaje desde Madrid a Anantapur (India) en bicicleta. Una aventura solidaria con la que consiguió hacer más accesible la educación secundaría a muchas niñas de Anantapur. 
 
Os esperamos en el museo del Quijote de Ciudad Real el 28 de octubre a las 17:30. Entrada libre hasta completar aforo. 
 
 
 

Discurso del Presidente Juncker en la ceremonia de entrega del Premio "Príncipe de Asturias de la Concordia".

Oviedo, 20 de octubre de 2017
 
(ORIGINAL EN ESPAÑOL)
 
Majestades,
 
Señor Presidente, Mariano,
 
Autoridades,
 
Premiados,
 
Señoras y señores,
 
Es una gran emoción y alegría para mí el poder estar aquí y recibir el Premio Princesa de Asturias de la Concordia a la Unión Europea. Quiero dar las gracias a la Fundación. Este premio rinde  homenaje a los méritos y a los principios fundamentales de la Unión Europea, méritos y principios que han permitido que Europa sea hoy, en todo el mundo, un símbolo de paz, de democracia y de libertades.
 
 
(Traducción del francés)
 
Soy como Europa: puedo hacer progresos en español y Europa puede progresar en todas los ámbitos. 
 
Esta palabra concordia, es una palabra que me evoca muchas cosas. Es un término que hace referencia a la comunión entre los corazones y las mentes.  En este sentido, la palabra concordia refleja exactamente la naturaleza de la construcción europea, ya que la Unión Europea no solamente un asunto de espíritu, sino sobre todo un asunto de corazón.
 
Esta hermosa ciudad de Oviedo también le habla al corazón y al espíritu.  Se trata de la segunda vez que tengo el honor de visitar esta ciudad, pero esta vez es algo diferente: veo banderas de España en todas partes y es algo bonito. 
 
Sí, Europa, esta vieja Europa, siempre joven, activa, a veces con cara de preocupación pero a menudo sonriente, nos ha ayudado a dejar atrás las largas y trágicas noches del pasado. 
 
Es necesario recordar en ocasiones - de hecho, siempre -  que la paz, una paz continental que conocemos después de tantos martirios y desgarros en nuestro continente, no es algo evidente.  El proceso de paz es una conquista de todos los días, y muy frecuentemente, con demasiada frecuencia, olvidamos las vidas rotas, interrumpidas momentáneamente, a veces definitivamente, de la generación de nuestros padres, madres y abuelos. 
 
En las cárceles, en los campos de concentración, en los campos de batalla, en la miseria absoluta, en la desesperación más integral, nuestros padres y abuelos siempre han mantenido en el fondo de sus corazones este sueño eterno del «nunca más».  
 
Rechazaron que nuestras generaciones - y es su mérito, no es el nuestro - puedan volver a ver la guerra, la división, las dictaduras, el sálvese quien pueda, el rechazo del otro.  
 
Con mucha imaginación y una voluntad cada día renovada, quienes nos precedieron han transformado este sueño de postguerra, esta oración de la posguerra - «nunca más una guerra» - en un programa político con consecuencias positivas hasta hoy.  
 
Frente a la absurda fuerza de las armas opusieron la fuerza del Derecho- la fuerza del Derecho y el mismo Derecho -  que constituye un principio básico de una Unión Europea libremente consentida. La fortaleza de nuestra Unión, su poder, diría incluso, su "poder blando", se basa en el cumplimiento de la norma jurídica.  Es el Estado de derecho quien nos ofrece el espacio que nos protege, que nos permite convivir, que nos permite trabajar juntos, de hecho, que nos permite respirar conjuntamente en una coexistencia armoniosa y en el respeto de nuestras diferencias. 
 
España, ha conocido todos los sufrimientos que han afectado a los europeos a través del siglo XX.  España es una fuerza motriz de Europa.  Y el lugar de España está y seguirá estando en el corazón de Europa.  Sin España, Europa sería mucho más pobre.  
 
Don Juan Carlos, el Rey emérito, Su padre, Majestad - ustedes conocen la admiración que tengo a Su padre - quien ha unido su destino a la consolidación de la democracia en España, ha hecho de la integración europea la primera de sus prioridades.  En un mundo cambiante, incierto, imprevisible, Usted, Majestad, mantiene el rumbo y el legado de su padre. Sus distintas etapas en la Comisión Europea, primero como becario, y a continuación como Rey, muestran su singular compromiso con la causa europea y se lo agradezco.  
 
Sí, porque nuestro mundo cambia a una velocidad increíble, muy a menudo imparable, sorprendente.  Pese a que las cosas cambian rápidamente, no hay que olvidar lo esencial y recordar siempre que Europa sigue siendo la mejor defensa contra los dramas de nuestro pasado. Europa nos ofrece un hombro en el que apoyarnos.  Y Europa abre grande los brazos para abrazarnos a todos, sin excepción, y ofrecer tranquilidad y serenidad.  
 
Sí, sé que no todo es perfecto en Europa.  Conocemos sus debilidades y sus lagunas, y sus caídas frecuentes, pero, por otro lado, Europa es capaz de lo mejor, de conseguir los mejores resultados cuando se presenta unida y cuando los europeos caminan codo con codo hacia el mismo horizonte.  
 
No hay que perder la paciencia.  Hay que saber que Europa necesita paciencia y determinación, la paciencia y la determinación que exigen los largos trayectos y las grandes ambiciones.   
 
¡Viva España!  Y viva Europa!
 
 
Texto original pronunciado
 
Je suis comme l'Europe: je peux faire des progrès en espagnol et l'Europe peut faire des progrès partout.
 
Ce mot de concorde, concordia, est un mot qui me parle et qui me dit beaucoup de choses. C'est un mot qui fait référence à l'intersection, à la communion entre les cœurs et les esprits. En cela, le mot concordia reflète parfaitement la nature de la construction européenne, parce que l'Union européenne, elle aussi, est une affaire, oui, d'esprit, mais d'abord et surtout une affaire de cœur.
 
Cette belle ville d'Oviedo parle aux deux, au cœur et à l'esprit. C'est la deuxième fois que j'ai eu l'honneur de visiter cette ville, mais cette fois-ci c'est un peu différent: il y a le drapeau espagnol partout et c'est beau à voir.
 
Oui, l'Europe, cette vielle Europe toujours jeune, toujours active, parfois grimaçante mais souvent souriante, elle nous a permis de laisser derrière nous les longues et tragiques nuits du passé.
 
Il est nécessaire de rappeler parfois – en fait, toujours – que la paix, la paix continentale que nous connaissons après tant de martyres et tant de déchirures continentales, relève non pas de l'évidence. La paix, c'est une conquête de tous les jours, et très souvent, trop souvent, nous oublions les biographies cassées, provisoirement interrompues, parfois définitivement interrompues, de la génération de nos pères, mères et grands-parents.
 
Dans les prisons, dans les camps de concentration, sur les champs de bataille, dans la misère absolue, dans le désespoir le plus intégral, nos parents et grands-parents ont toujours nourri au fond de leur cœur ce rêve éternel du "plus jamais ça".
 
Ils ont refusé pour nos générations – et c'est leur mérite, ce n'est pas le nôtre – guerre, division, diktat, le chacun pour soi, le rejet de l'autre.
 
A force d'imagination et de volonté chaque jour renouvelée, ceux qui nous ont précédés ont transformé ce rêve d'après-guerre, cette prière d'après-guerre "plus jamais la guerre" en un programme politique qui sort ses effets bénéfiques jusqu'à ce jour.
 
Ils ont opposé à la stupide force des armes la force du droit – la force du droit et le droit, qui sont un principe fondamental d'une Union européenne librement consentie. Car la force de notre Union, son pouvoir, comment pourrais-je dire, son pouvoir doux, c'est de reposer sur le respect de la règle de droit. C'est la règle de droit qui nous offre un espace qui nous protège, qui nous permet de vivre ensemble, qui nous permet de travailler ensemble, en fait qui nous permet de respirer ensemble, dans une coexistence harmonieuse et dans le respect de nos différences.
 
L'Espagne, elle, a connu tous les tourments qui ont dicté le rythme à la marche des Européens à travers le 20ème siècle. L'Espagne, elle, est une force motrice de l'Europe. Et la place de l'Espagne est et restera au cœur de l'Europe. Sans l'Espagne, l'Europe serait autrement plus pauvre.
 
Don Juan Carlos, le roi émérite, Votre père, Majesté – Vous savez l'admiration que j'ai pour Votre père – qui a uni son destin à l'enracinement de la démocratie en Espagne, a fait de l'intégration européenne la première de ses priorités. Dans un monde changeant, incertain, imprévisible, Vous maintenez, Majesté, ce cap, et l'héritage de Votre père. Vos différents passages à la Commission européenne comme petit stagiaire d'abord, comme grand roi ensuite, dénotent Votre singulier engagement pour la cause européenne et je Vous en remercie.
 
Car oui, le monde, le nôtre, change à une vitesse incroyable, très souvent insaisissable, toujours surprenante. Bien que les choses changent rapidement, il faut garder à l'esprit l'essentiel et se rappeler toujours que l'Europe reste le meilleur rempart contre les drames de notre passé. L'Europe nous offre une épaule où nous pouvons poser la tête. Et l'Europe ouvre grand les bras pour nous embrasser, les uns et les autres sans exception, et elle nous donne tranquillité et sérénité.
 
Oui, je sais, tout n'est pas parfait en Europe. Nous connaissons ses faiblesses, ses lacunes, et ses affaissements réguliers, mais l'Europe, elle, elle est capable du meilleur, des meilleurs performances lorsqu'elle est unie et lorsque les Européens main dans la main marchent vers les mêmes horizons.
 
Il ne faut pas perdre patience. Il faut savoir que l'Europe a besoin de patience et de détermination, de cette patience et de cette détermination dont ont besoin les longs trajets et les grandes ambitions. 
 
Vive l'Espagne ! Et vive l'Europe !

 
 
 

Instituciones de la Unión Europea: el Tribunal de Justicia.

El Tribunal de Justicia de la Unión Europea, también llamado "El Tribunal", es el encargado de garantizar que el Derecho comunitario se interprete y aplique del mismo modo en todos y cada uno de los Estados miembros de la Unión Europea. Cuenta también con poder para resolver los conflictos legales que puedan surgir entre estos Estados, las instituciones de la Unión Europea, o incluso empresas y particulares.
 
 
Para hacer frente a la gran cantidad de casos recibidos cada día, el Tribunal se encuentra dividido en dos órganos principales: 
 
El Tribunal de Justicia: encargado de las cuestiones prejudiciales planteadas por los órganos jurisdiccionales de cada Estado miembro de la Unión Europea, y de determinados recursos de anulación y apelaciones.
 
El Tribunal General: cuya competencia es el conocimiento de los recursos de anulación de los particulares y las empresas, y algunos recursos interpuestos por los Estados miembros.
 
También existe el Tribunal de Función Pública que está especializado en resolver litigios entre la Unión Europea y sus agentes o funcionarios.
 
Funciones del Tribunal de Justicia.
 
El Tribunal resuelve los asuntos que se le plantean, entre los que se suelen dar 4 tipos de casos:
 
1) Cuestiones prejudiciales:
 
Los responsables de la correcta aplicación del Derecho comunitario en cada uno de los Estados miembros de la Unión Europea son los órganos jurisdiccionales respectivos de cada uno de ellos. En caso de duda sobre la interpretación o validez de alguna de las normas comunitarias, el órgano jurisdicción en cuestión debe acudir al Tribunal de Justicia que emitirá una "cuestión prejudicial" vinculante, sentencia que constituye una vía importante para que los ciudadanos, a través de los órganos jurisdiccionales de su propio país, determinen en que medida les afecta la legislación de la Unión Europea.
 
2) Procedimiento de infracción:
 
 La Comisión Europea - o en casos excepcionales algún Estado miembro - inician este proceso si cuentan con razones para creer que un Estado miembro no está cumpliendo con sus obligaciones con respecto al Derecho comunitario. El Tribunal investiga entonces las alegaciones y dicta su sentencia. En caso de que si se haya producido un incumplimiento de las leyes europeas se aplican al Estado infractor medidas correctoras que han de ser aplicadas sin demora si se quiere evitar el ser multado.
 
3) Procedimiento de anulación:
 
Si un Estado miembro, el Consejo, la Comisión, o incluso a veces el Parlamento, creen que una norma concreta de la Unión Europea no se ajusta a derecho, pueden pedir al Tribunal que la anule.
Este procedimiento también puede ser utilizado por particulares que se vean afectados directa o de forma desfavorable por una norma comunitaria.
 
4) Procedimiento de omisión:
 
El Tratado exige que el Parlamento, el Consejo y la Comisión tomen decisiones conjuntas y en determinadas circunstancias, si no lo hacen, los Estados miembros, las otras instituciones de la Unión Europea, y en algunas ocasiones incluso particulares o empresas pueden presentar la consiguiente denuncia ante el Tribunal, y esta omisión queda registrada así de forma oficial.
 
 
 
Composición y funcionamiento del Tribunal de Justicia.
 
El Tribunal de Justicia está integrado por 28 jueces, uno por cada Estado miembro, con el fin de que todos los diferentes ordenamientos jurídicos nacionales que existen dentro de la Unión Europea se encuentren representados. Además está asistido por 8 "abogados generales" que presentan dictámenes públicos e imparciales según los casos planteados ante el Tribunal. 
 
Estos jueces y abogados generales suelen ser antiguos miembros de los máximos órganos jurisdiccionales de sus respectivos países, muy competentes, y con garantías de imparcialidad. Son designados de común acuerdo por los gobiernos de los Estados miembros y su mandato es de 6 años. Los jueces del Tribunal de Justicia eligen además a un presidente por un mandato de 3 años.
 
Este Tribunal actúa en pleno, en la conocida como gran sala de los 13 jueces, o en salas compuestas de 3 a 5 jueces, dependiendo siempre de la complejidad e importancia del asunto a tratar. Más de la mitad de los casos, casi el 60%, son conocidos por saleas de 5 jueces.
 
El Tribunal General está compuesto por 27 jueces, designados por los Estados miembros por un mandato de 6 años, que eligen igualmente a un presidente por un mandato de 3 años. Se reúnen normalmente en salas de 3 ó 5 jueces, a veces uno solo, en las que celebran las audiencias.
 
 
Todos los casos se presentan en el registro del Tribunal de Justicia y se les asigna un juez y un abogado general. Después de esta presentación se desarrollan dos fases:
 
En la fase escrita todas las partes implicadas presentan su declaración y el juez redacta un informe en base a ellas y los antecedentes jurídicos del caso. Este informe se debate en la reunión general del Tribunal, en la que se atribuirá el asunto a una formación de ese tribunal y se decidirá si es necesario llevar a cabo la segunda fase o fase oral.
 
En esta segunda fase, los abogados de cada una de las partes exponen de forma oral sus argumentos ante los jueces y el abogado general, que pueden someterlos a las preguntas o interrogatorios que crean oportunos. Finalizada esta fase el abogado general redacta su dictamen que servirá al juez para elaborar un proyecto de sentencia que los demás jueces examinarán para posteriormente deliberar y dictar sentencia.
 
Las sentencias del Tribunal se deciden por mayoría y se pronuncian en audiencia pública. En la mayoría de los casos, ese mismo día del pronunciamiento ya se dispone del texto en todas las lenguas oficiales de la Unión Europea, sin entrarse en explicaciones o razonamientos sobre los votos particulares emitidos.
 
No todos los asuntos del Tribunal siguen este procedimiento ordinario, cuando uno de ellos tiene carácter urgente se lleva a cabo un procedimiento simplificado y acelerado que permite al Tribunal pronunciarse en un plazo de unos 3 meses más o menos.
 
 
Resumiendo podríamos decir que el Tribunal de Justicia de la Unión Europea es la institución encargada de la aplicación del Derecho comunitario, emite sentencias en los casos que le son planteados, está formada por jueces de cada uno de los Estados miembros y por abogados generales, y su sede se encuentra en Luxemburgo.
 
 
 

Reino Unido y Unión Europea: una difícil relación.

Las relaciones entre las islas británicas y el continente europeo nunca han sido fáciles, quizá debido al aislamiento que históricamente impuso el carácter insular. Sin embargo, hoy no se entendería Europa, y en general la cultura occidental, ni se entendería Gran Bretaña, y por extensión la cultura anglosajona, sin las influencias y aportaciones mutuas que se han dado entre ambas orillas del Canal de la Mancha. Es por ello que el proyecto de unión de todos los pueblos de Europa que comenzó a forjarse a mediados del siglo XX no podía prescindir de una nación tan importante y con tanto peso a nivel mundial como lo es el Reino Unido.
 
 
En 1946, recién acabada la II Guerra Mundial, el Primer Ministro británico Winston Churchill hace un llamamiento en un elocuente discurso en Zurich (Suiza) para recrear lo que él llamaba “la gran familia europea”, dotándola de “una estructura bajo la cual los europeos puedan vivir en paz, seguridad y libertad (…) una especie de Estados Unidos de Europa”. Es por ello, que hoy, Churchill es considerado como uno de los “padres fundadores de Europa” junto a figuras de la talla de Robert Schuman, Konrad Adenauer o Jean Monnet. Aunque pueda sorprendernos el que perteneciese al Partido Conservador Británico, tradicionalmente asociado al euroescepticismo, tampoco debemos olvidar que fue uno de los vencedores del nazismo en Europa, y por consiguiente la contribución del Reino Unido a la reconstrucción de Europa durante su mandato fue fundamental.
 
 
Pese a todo ello, la entrada del Reino Unido en el club europeo, cuyo centro económico y de decisiones se encontraba en la diarquía germano-francesa, fue tardía y no carente de dificultades. En un primer momento, en 1957, el gobierno británico rechazó durante la firma del Tratado de Roma la invitación a sumarse a la entonces Comunidad Económica Europea, a partir de entonces y hasta la década de los 70 ya no será solo cuestión de iniciativa propia sino que chocará con la oposición por parte de Francia y más en concreto de su presidente, Charles De Gaulle. “Le grand non”, como se conocerá a los dos vetos franceses al ingreso en la Comunidad Económica Europea (CEE) de Gran Bretaña (en 1963 y 1967) se justificaban sobre una supuesta falta de compromiso hacia el proyecto europeo por parte de una nación más ligada a la política norteamericana y más preocupada por los asuntos de los países de la Commonwealth que por los del continente europeo. Pese a ello, el europeismo crecía en un país azotado por la crisis económica y cuya opinión pública se mostraba admirada por el rápido crecimiento y recuperación posbélica por parte de los países que se habían unido en la Comunidad Económica Europea. Finalmente, y una vez que De Gaulle abandone la presidencia gala, el Reino Unido entrará en la CEE en 1973, paradójicamente durante el gobierno del partido más euroesceptico del país, el Partido Conservador, del Primer Ministro Edward Heath. La adhesión se produjo en vísperas de la famosa “crisis del petróleo” que marcó aquel año, y justo un año antes de que los conservadores perdieran las elecciones británicas.
 
Dos años más tarde, se produce un hecho histórico importantísimo para analizar la situación actual, el nuevo Primer Ministro, el laborista Harold Wilson, convoca un referéndum sobre la permanencia o no del Reino Unido en la entonces Comunidad Económica Europea, en la que el europeismo vence con el 67% de los votos.
 

 
Esta situación está muy lejos de la que hemos vivido recientemente. El presidente Juncker ha lamentado los resultados del último referéndum, pero pide sentido común para negociar la salida del Reino Unido en las mejores condiciones posibles, marcadas siempre por la agenda comunitaria porque como él mismo ha dicho: “nosotros decidimos, nosotros seguimos soñando con la Unión Europea”.
 

Europa Directo Ciudad Real da la bienvenida al nuevo curso en la Universidad de Castilla La Mancha

Como cada año, la Universidad de Castilla-La Mancha (UCLM) abre sus puertas al nuevo curso académico, y nuestro Centro de Información Europa Directo Ciudad Real no ha querido faltar a la cita.
 
 
 
Este año ha cambiado el escenario, de estar presentes en el paseo de su rectorado y frente a la facultad de Derecho y Ciencias Sociales hemos pasado a la zona del Campus, en los jardines que se encuentran situados entre el Aulario General, la Biblioteca Universitaria y la Facultad de Letras, cercano a otras facultades, por lo que la afluencia de público, sobre todo entre clase y clase, ha sido numerosa y satisfactoria, por el interés mostrado por los jóvenes hacia nuestro centro y los servicios que aportamos a la ciudadanía.
 
 
 
Hemos situado un stand informativo durante toda la mañana de ayer, día 17 de octubre, en el mencionado lugar, compartiendo espacio con otros stands informativos de otras concejalías y departamentos de nuestro ayuntamiento dedicados a temas de interés para los jóvenes y estudiantes.
 
 
 
Europa Directo Ciudad Real ha repartido información y merchandising, sobre todo material de promoción para informar de las formas de contacto con nuestro centro y las actividades y servicios que llevamos a cabo para con la ciudadanía, otro tipo de material que ha contado con amplia acogida entre los que han visitado nuestro stand y gran difusión ha sido el Flyer informativo editado por Europe Direct Ciudad Real sobre movilidad en Europa, movilidad para trabajar, estudiar, realizar voluntariado e incluso viajar por toda la Unión Europea, temas que suelen ser los más demandados por este colectivo, el de los estudiantes universitarios.
 
 

Visita y charla de profesionales de juventud y empleo del programa europeo "Bags4Youth".

Profesionales pertenecientes a diversos organismos e instituciones locales, y dedicados al mundo de la juventud y el empleo, procedentes de cuatro países de la Unión Europea (Croacia, Suecia, Finlandia e Italia) se encuentran durante los días 10 y 11 de octubre en nuestra ciudad como participantes del programa europeo “Bags4Youth”.
 
 
El proyecto “Bags4Youth” se creó para fomentar el empleo entre los jóvenes, sobre todo aquellos en riesgo de exclusión social, para lo cual era necesario crear una red de trabajo a nivel local. Los participantes de este proyecto o Partners son seis organismos de carácter local de cinco países europeos: Instituto Municipal de Promoción Económica de nuestra ciudad, perteneciente al Ayuntamiento de Ciudad Real (España); Jobb-Och Kunskapstorget, organismo dedicado al mercado laboral y la educación de adultos, perteneciente al Ayuntamiento de Linköping (Suecia); el Ayuntamiento de Forli (Italia); el Ayuntamiento de Masku (Finlandia); Razvojna Agencija, agencia de desarrollo local de Zagreb, capital de Croacia, y SERN, principal agencia internacional de relaciones entre el norte y el sur de Europa, principalmente entre Suecia e Italia, actuando sobre todo en seis temáticas (educación, inclusión social, empleo, desarrollo local, medio ambiente y funcionariado).
 
 
Los objetivos principales de este proyecto europeo son concienciar a los representantes políticos sobre la necesidad de crear servicios de orientación laboral y planes de inclusión social, mejorar las competencias de estos servicios, sobre todo los orientados a los jóvenes en riesgo de exclusión social, fomentar la participación de estos colectivos en las políticas locales y crear vínculos y redes de trabajo entre los diferentes actores y agentes de intervención a nivel local en estos sectores. Para todo ello, se desarrollarán diez eventos que contribuirán al intercambio de experiencias y buenas prácticas a base de seminarios y conferencias, entre los agentes de las distintas entidades locales participantes.
 
 
El Ayuntamiento de Ciudad Real ya participó en el segundo de estos encuentros, que tuvo lugar en Zagreb (Croacia) entre los días 7 y 10 de febrero. En esta tercera edición, una veintena de participantes de los países anteriormente mencionados se encuentran en nuestra ciudad, y entre las actividades programadas han visitado el Espacio Joven de nuestro Ayuntamiento, y dentro de él nuestro Centro de Información Europe Direct Ciudad Real.
 
 
El técnico de información de Europe Direct Ciudad Real ha impartido una breve charla en inglés a nuestros visitantes europeos en la que se les ha explicado que son los centros de Europe Directs pertenecientes a la Comisión Europea, desde cuando existe uno de ellos en nuestra ciudad, cuales son nuestras funciones y los servicios que ofrecido a la ciudadanía. Del mismo modo, hemos hablado de cómo son los jóvenes el principal colectivo de entre los usuarios de nuestro centro, y cuales son sus principales intereses e inquietudes, las cuestiones que nos hacen llegar, entre las cuales se encuentran las relativas al empleo, tanto en instituciones europeas como en otros países de la Unión. Losparticipantes en el proyecto se han interesado sobre todo por las fuentes de información que utiliza Europe Direct Ciudad Real a la hora de contestar a todas las cuestiones que diariamente nos llegan a nuestro centro y como nos coordinamos con los centros Europe Direct de otros países europeos.
 
 
Europe Direct Ciudad Real apoya toda iniciativa, que como la del presente proyecto, se encuentra orientada a fomentar el empleo y la participación de los jóvenes en el mercado laboral y las políticas locales, y a combatir la exclusión social.

 

 
 

Más Artículos...

Página 2 de 22

Noticias

Próximos Eventos

Sin eventos

Formulario de acceso

Último mes Diciembre 2017 Mes siguiente
L M X J V S D
week 48 1 2 3
week 49 4 5 6 7 8 9 10
week 50 11 12 13 14 15 16 17
week 51 18 19 20 21 22 23 24
week 52 25 26 27 28 29 30 31

Horario

Nuestro horario de atención al público es:

  • Lunes a viernes de 9:00 a 14:00 y,
  • Lunes y miércoles de 17:00 a 19:30.

Horario de verano: de 8:30 a 14:00 horas.

Del 1 de Julio al 30 de Septiembre.

¡Síguenos!

FacebookTwitterGoogle Bookmarks